¿Has escuchado que el aceite de ricino puede detener la pérdida de cabello y ayudarte a recuperar tu cabello? Hemos investigado para desvelar la verdad que hay tras los rumores. Aquí están los hechos reales sobre si puedes o no utilizar aceite de ricino para recuperar tu cabello.

¿Qué es el aceite de ricino?

El aceite de ricino es un aceite vegetal. Se fabrica prensando las semillas del Ricinus communis, más conocido por su nombre común: el ricino. El aceite, que varía en color de un amarillo pálido a transparente,  se utiliza con una gran variedad de propósitos que incluyen la fabricación de jabones, plásticos y conservantes. También se utilizan en champús y otros productos de cuidado capilar.

¿Qué se dice sobre el aceite de ricino y el crecimiento capilar?

Una investigación en línea rápida sobre el aceite de ricino y la pérdida de cabello resultará en miles de resultados. Hay muchos blogs y artículos que alegan que el aceite de ricino es un remedio demostrado contra la pérdida de cabello. Sugieren que aplicar el aceite al cuero cabelludo puede detener la rotura del cabello y la caída, además de estimular el crecimiento del cabello.

¿Crecerá mi cabello al aplicar aceite de ricino?

Hemos preguntado a los expertos de Vinci Hair Clinic para saber su opinión. Con años de experiencia en el campo de la restauración capilar, nos responden que, por desgracia, el aceite de ricino no es un remedio contra la pérdida de cabello. No hay ningún estudio científico que demuestre sus efectos. Por otra parte, el aceite de ricino tiene propiedades hidratantes y anti-inflamatorias. La aplicación de este aceite raramente causará daños a tu cabello y podría mejorar la salud de tu cuero cabelludo y tu cabello. No obstante, si utilizas el aceite con la esperanza de que haga crecer tu cabello de nuevo, ten en cuenta que tu pérdida de cabello no cesará. ¿No tendría más sentido iniciar un tratamiento efectivo desde el principio?

¿Qué tratamiento debería probar en vez del aceite de ricino?

Pese a que el aceite de ricino no es un remedio milagroso contra la pérdida de cabello, existen muchas otras soluciones de restauración capilar que pueden ayudarte. En Vinci Hair Clinic ofrecemos una variedad de tratamientos desarrollados para cubrir las necesidades individuales que cada cliente necesita. Entre estas opciones hay medicamentos (minoxidil o finasteride), LLLT (terapia láser de bajo nivel), PRP (terapia de plasma rico en plaquetas), Mesoterapia, la micropigmentación del cuero cabelludo y los trasplantes capilares FUE y FUT.

 

 

¿Puede el aceite de ricino aliviar mis problemas capilares?